Etapa 1 Duruelo – Almazán. Como si no hubiera un mañana

Ese sería el mejor título para este día, como si no hubiera un mañana, pero lo hay, lo hay. Supongo que la falta de experiencia y las ansias me han podido un poquito. Luego iremos con eso, empecemos por el principio.

La etapa empezó concierto retraso sobre lo previsto, losmnavegadores del coche es lo que tienen, eso sí, a cambio vivimos un amanecer de escándalo, de esos que sólo recuerdas de joven a la salida de los after. El sol ya anunciaba que hoy estaba en forma.

El inicio de la ruta es espectacular, un pinar verde intenso, el Duero que aún es un río imberbe y apenas un sendero de un metro de ancho para circular, rápido si no fuera por lo que pesan el trasportín Y las alforjas. Ojo, de vez en cuando la cosa se pone seria en cuanto entras en las pistas más anchas con un par de subidas exigentes. Todo perfectamente señalizado, no hay pérdida.

Por cierto, hasta Bambi (es cierto!) se ha pasado a saludarme. Un cervatillo de unas semanas apenas.

Duruelo, Molinos, Vinuesa… y ahí comienza el show. Encaramos ruta hacia Garray, pista ancha y rodadora y de repente, zas! La señalización dl GR14 dice que a la izquierda y el track de la senda que de frente. Y pasó lo que no debía pasar. No sé quién hizo en su día el track que sigo, pero ha sido un desastre, un terreno impracticable de piedra totalmente suelta, una sucesión de subeybajas que hay que hacer a base de empujabike, un horror. Resultado dos horas perdidas y las piernas sufriendo.

 

A cambio es cierto que la senda te ofrece lugares fantásticos, aunque sólo sea para comer una barrita.

Superado el escollo decido comer algo en Garray justo el día en que cierran todos sus bares. Jajajaja, cuando no está el día…

Así que llegada a Soria y enfilo ruta a Almazán sobre las 16:30 de la tarde. Buena salida de Soria rindiendo visita a San Saturio y de nuevo a subir y subir, al menos aquí las pistas y senderos son más ciclables.

 

Y ahí llegó el horror, tras reponer agua varias veces me sumerjo en la ruta que extrañamente el track me marca toda por carretera, así que aprovecho para aligerar la marcha lo que puedo. Error! Cuando llevaba recorridos unos 125 km, la pierna derecha empieza a dar problemas, supongo que fruto del esfuerzo y la deshidratación producida tras perderme con el track. Muy duro ese final. (Aquí os recomiendo leer la entrada sobre siro)

Conclusión. Mañana habrá que ir dosificando más las fuerzas, quedan muchos días.

3 Comments Posted

  1. La ruta oficial gr 14 o senda del duero empieza en su nacimiento, cerca de los picos de urbion. Hasta Duruelo quedan unos preciosos kilometros inicialmente no ciclables.

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*